La Copa Baleares Masculina 2015 finalizó ayer en Pula Golf con inmejorables resultados para los representantes andaluces, que hicieron gala de un altísimo nivel de juego desde la primera jornada de la competición.

El jugador del municipio malagueño de Casares Mario Galiano se alzó con la victoria en categoría absoluta, tras firmar una tarjeta de 75 golpes para un total de 208 (-8), y  5 de ventaja sobre el asturiano Iván Cantero, que ocupó la segunda posición.

El gaditano comenzaba coliderando la primera vuelta junto al irlandés Kevin Leblanc, tras entregar ambos 69 golpes. El sábado firmó una brillante vuelta de 64 golpes que lo situaban líder en solitario y con 9 de ventaja sobre el checo federado por Andalucía, Matyas Zapletal que, finalmente, ayer terminaba en tercera posición tras igualar el par del campo con 216 golpes.

Por su parte, el jugador de San Roque Club, Víctor Bjorlow –quinto en la clasificación absoluta- se ha proclamado Campeón en Categoría Boy, con un total acumulado de 221 golpes y, el jugador del Real Club de Golf de Sevilla, Gonzalo Leal, se alzaron con la victoria en categoría Cadete con 225 golpes.

En total, fueron seis los andaluces que se situaron entre los diez primeros en la clasificación final. El cuarto lugar, con 219 golpes (+3), fue para el inglés -federado por San Roque Club- Joseph Lamb.

Con dos golpes más, la quinta posición fue para el ya mencionado Víctor Bjorlow y, tras él -con un total de 222 golpes y empatado en la sexta posición con el vasco Xabier Gorospe- finalizaba el malagueño jugador de El Candado, Gonzalo García Parada, que, con vueltas de 71, 75 y 76 golpes, se mantuvo entre los primeros puestos de la clasificación desde la primera jornada.

Por su parte, el sevillano del Real Club de Golf de Sevilla, Pablo Rodríguez-Tabernero, firmó un total de 223 golpes.